09 mayo 2010

Métodos para tener Windows en MAC


Pues bien, ya tenemos nuestro flamante MAC sobre la mesa y queremos usar, por alguna razón, un programa de Windows. ¿Cómo instalamos este sistema operativo? (o cualquier otro)


Hay dos métodos principalmente, instalar dicho SO como nativo o bien emularlo en una máquina virtual.


Método 1: Nativo

Usaremos el Asistente Bootcamp, del cual ya he hablado en numerosas ocasiones, y he mostrado algunos videos sobre su instalación y configuración que podreis encontrar mediante el buscador del blog.


Método 2: Máquina Virtual
para explicar este método expondré algunas preguntas y respuestas.


¿Qué es? y ¿cómo funciona?
Una máquina virtual es la emulación a través de software de un sistema operativo, es decir, mientras estemos usando nuestro sistema operativo nativo, MAC, tendremos una ventana en la cual se estará ejecutando otro sistema operativo secundario, como Windows.
Veremos posteriormente que determinados programas de emulación nos permitirán hacer virguerías y lanzar aplicaciones tanto en MAC como en Windows sin que sepamos realmente de que sistema proceden. Podremos por tanto disponer de archivos de mac, ejecutarlos con el painta, por poner un ejemplo, subirlos a internet con Safari o editarlos con Photoshop corriendo bajo MAC

¿Cómo se integra con el sistema operativo nativo?
Aunque esto depende, mucho, del software que se use, actualmente la interfaz de uso, es magnífica, si bien el ganador en esto es Parallels, del cual hablaré próximamente.

¿Qué recursos comparte y que rendimiento tiene?
Podremos indicar a la máquina virtual que utilice solo un margen de memoria RAM, un margen de disco duro y que de prioridad a aquellas tareas que se estén ejecutando en un sistema operativo u otro

¿Qué tamaño se le ha de dar a una máquina virtual?
En mi caso uso una partición de 100GB (de 320GB disponibles) aunque mi único objetivo es usar Windows para jugar. No tengo archivos, ni fotos, ni música: sólo juegos.

¿Qué programas actuales permiten instalar Windows en MAC?
Aunque la lista va creciendo cada día los principales son Parallel's y VMware Fusion. Más conocido y con mejor interfaz y rendimiento el primero aunque es más económico el segundo y para muchos casos es más que suficiente.

Ventajas e inconvenientes
- Rendimiento, si queremos jugar, sin duda no virtualices un sistema operativo ya que el juego no irá a pleno rendimiento. Para esta opción es mejor instalar el SO como nativo. Si bien es cierto que si lo que queremos es echarnos una partida no tenemos la 'prisa' del reinicio...

- Usabilidad y manejo, es más sencillo y rápido virtualizar el SO, tendremos todos los archivos a mano y podremos cambiar de forma instantánea de aplicaciones, ya sean de un SO o de otro

- Sencillez, más sencillo usar el modo nativo, a veces se hace un poco caótico tener varios SO abiertos, pero es cuestión de práctica.

Resumiendo: si por alguna razón necestias instalar Windows en un MAC y tu objetivo no es jugar con videojuegos opta por la opción de virtualización, si por el contrario eres un jugón instala el SO nativo y quizás posteriormente instales en una pequeña partición un SO ligerito.

No hay comentarios:

Publicar un comentario